Que el matrimonio sea feliz

Que el matrimonio sea feliz

“Mientras que estar enamorado está ampliamente caracterizado por la experiencia gozosa del hoy, el amor y el matrimonio abarcan toda la vida: todo el pasado, todo el presente y todo el futuro de dos personas", dice con razón Peter Blank, autor de Que el matrimonio sea feliz: Un diseño de amor (115 págs.), libro escrito originalmente en alemán y traducido ya al inglés y al español.

El breve y perspicaz libro profundiza en el deseo innato que toda persona tiene de ser amado y de amar. El matrimonio es la forma tradicional en la que las parejas expresan este deseo básico de vivir en el amor venciendo todos los desafíos que pueden enfrentar en la vida: enfermedad y salud, pobreza y riqueza, juventud y vejez. Este libro busca promover y alentar la práctica del matrimonio en una época llena de matrimonios fracasados y de reticencia al compromiso. Es una mirada a los orígenes, al desarrollo y al trabajo constante necesario para lograr y mantener el verdadero amor.

Blank señala claramente la importancia de estar preparado para la vida matrimonial, una vez que el sentimiento inicial de enamoramiento se ha desvanecido y la glamorosa (¡y costosa!) ceremonia de boda ha terminado, y lo hace aprovechando las enseñanzas del Papa Francisco sobre el amor y el matrimonio. Las descripciones del autor dibujan una pintura atractiva y comprensible del matrimonio cristiano.

El capítulo inicial de Blank se centra principalmente en la importancia de la fase de cortejo, donde hay que desarrollar ante todo la amistad y crear un diálogo abierto y sincero. La superación de las crisis y los desafíos que el futuro traerá inevitablemente requiere una base firme: hablar de corazón a corazón, y esto es "todo un arte que se aprende en tiempos de calma, para ponerlo en práctica en los tiempos duros" (Papa Francisco. Amoris laetitia, n. 234).

La vida matrimonial es una vocación santa. El libro relaciona la belleza de la vida matrimonial con la belleza de la obra de Dios. Muestra la conexión entre la santidad de la misión de un hombre y una mujer unidos y su semejanza con la obra de Dios en la historia de la salvación. Además, anima a todas las personas, solteras, comprometidas y casadas, a adquirir ideas realistas sobre la vida matrimonial. Las nociones irreales e idealistas sobre el matrimonio son a menudo la raíz de la infelicidad e insatisfacción entre los cónyuges.

"Que el matrimonio sea feliz" es un libro que ayuda a trabajar a fondo en el proprio matrimonio, orientado tanto al individuo en singular como a la pareja. Tanto si eres soltero, como si estás en una relación o estás casado desde hace 50 años, el análisis de las relaciones de Peter Blank sirve como guía para entenderte a ti mismo y a tu ser querido. Con secciones centradas en el amor, la apertura a la vida, la fidelidad, 10 principios sobre cómo escuchar, el buen humor, y muchos más, Blank presenta estas características como esenciales para una buena relación.

El mensaje central y unificador detrás de una relación correctamente ordenada y exitosa es una profunda relación de fe con Dios. "La esencia divina y el amor conyugal se reflejan mutuamente" (p. 63). El amor entre un hombre y una mujer es el mismo amor que se origina en Dios; en un matrimonio, la pareja experimenta una participación en el amor creativo de Dios. Esta es la clave para una relación con éxito: reconocer a Dios como el núcleo. En una cultura que hace hincapié únicamente en la pareja, la obra de Blank es un recordatorio de la centralidad e importancia de Dios en una relación.

Con el bombardeo de falsa publicidad de matrimonios perfectos en el cine, la TV, la música y la literatura, la gente a menudo entra en la vida matrimonial con una idea distorsionada del matrimonio. Esto puede llevar frecuentemente al divorcio y a la separación. Analizar e identificar las ideas y expectativas poco realistas que la gente pone no sólo en ellos mismos, sus cónyuges y en la relación en general puede llevar a la ruptura del matrimonio. Blank enfrenta estos problemas, trabaja sobre ellos, y proporciona a las parejas modos de resolverlos.

Que el matrimonio sea feliz es un libro inspirador para los que aman y quieren amar, ya sean jóvenes o viejos.