Guía para comprender y dominar Twitter

Guía para comprender y dominar Twitter

José Luis Orihuela, Mundo Twitter. Una guía para comprender y dominar la plataforma que cambió la red . Alienta Editorial, Barcelona 2011.

¿Es posible comunicarse en una conversación simultánea entre 500 millones de usuarios que diariamente emiten 135 millones de mensajes? ¿Tiene Twitter el poder que le han atribuido algunos medios en las revoluciones desatadas en el Norte de África y en Oriente Medio a comienzos de 2011? ¿Cómo se gestiona la presencia en Twitter de personajes públicos como Barack Obama o Benedicto XVI? ¿Es esta aplicación una moda pasajera o un punto de no retorno en la forma de comunicar?

José Luis Orihuela (@jlori) es profesor de la Facultad de Comunicación de la Universidad de Navarra, bloguero desde 2002 ( ecuaderno.com), y uno de los tuiteros más seguidos en lengua española. Es autor, entre otros, deComunicar para crear valor (2004), La revolución de los blogs (2006) y coautor de Blogs (2005). En Mundo Twitter ofrece una guía para comprender y dominar esta plataforma. En la introducción el autor resume la premisa de toda la obra: Twitter ha cambiado la red y ha completado el giro social que iniciaron los blogs a finales de los años noventa. “Ahora -dice el autor- el planeta entero está conversando y todos podemos escucharlo. También existe la posibilidad de que el planeta entero nos escuche. Al menos una vez. Tenemos 140 caracteres para intentarlo. Y muchas veces”.

El libro tiene tres partes: una guía para nuevos usuarios, otra para usuarios avanzados, y una tercera parte que recoge una antología de tuits en español, anexos de tuiteros recomendados por el autor, ejemplos de cuentas por sectores y herramientas para sacar partido a Twitter.

En la primera parte del libro , dirigida a quien se quiere iniciar en Twitter, Orihuela explica de forma sencilla en qué consiste la aplicación, para qué sirve, cómo iniciarse y los errores que hay que evitar. Twitter es una red social para publicar y recibir mensajes SMS de 140 caracteres a través de internet. Nació en 2006 como una herramienta de comunicación interna de la compañía Odeo, en California, y ese mismo año se abrió al público. Los usuarios han ido descubriendo desde entonces los usos de la red: compartir opiniones, detectar tendencias, publicar noticias, hacer campañas de marketing. Pero sacar rendimiento a Twitter, advierte Orihuela, requiere dedicación para identificar a quién seguir, para producir mensajes que aporten valor, y para incrementar el número de seguidores. Lo primero es crear una identidad digital; un error típico de nuevos usuarios es presentarse en Twitter con identidades falsas o ridículas que impiden reconocerlos en el mundo real y por tanto crear una comunidad en red. Otro reto del nuevo usuario es descubrir el propio registro en 140 caracteres, cuidar el estilo conciso e incisivo, ser oportuno, diversificar contenidos y planificar la frecuencia de las publicaciones. El autor concluye esta primera parte haciendo un recorrido por las convenciones y reglas de estilo que los mismos usuarios de Twitter han consagrado con el uso.

La segunda parte de la obra se dirige a los usuarios avanzados que quieren utilizar Twitter de manera profesional. Twitter está abriendo las organizaciones. Lo quieran o no, las organizaciones están presentes en la conversación de la red. Toca a éstas escuchar y monitorizar esa conversación y modular su lenguaje al nuevo medio; en Twitter no funciona el estilo unidireccional de los medios tradicionales, es necesario un enfoque personal, conversacional y transparente. Ello hace que la interacción del mundo virtual con el mundo físico cambien la cultura de la organización: cómo se detectan y resuelven los problemas, cómo se relacionan las personas entre sí y con la información. Junto a un elenco de posibles usos de esta red para las organizaciones, el autor recomienda que las cuentas corporativas de Twitter respondan a una guía y a una línea editorial fijadas por escrito que se integren en la estrategia global de comunicación. El riesgo para organizaciones y personajes públicos es caer en la tentación de usar Twitter como instrumento de propaganda. Las redes sociales, afirma Orihuela, son en general entornos refractarios a los mensajes invasivos.

Entre los usos avanzados de Twitter merece especial atención el del ámbito periodístico. La red se ha convertido para la prensa en fuente de información, las redacciones empiezan a incluir los trending topics (temas populares) en sus agendas, muchos políticos e instituciones utilizan esta red para dar exclusivas, y desde hace tiempo los medios usan Twitter como plataforma para las noticias emergentes. El libro incluye un amplio listado de empresas, instituciones, famosos, políticos y medios de comunicación que están en Twitter.

En la tercera parte del libro el autor rescata del timeline los 845 tuits más originales que ha encontrado en Twitter. Esta Antología es fruto del trabajo de recopilación que desde mayo de 2008 José Luis Orihuela ha venido publicando en su blogeCuaderno. Los ha dividido en 74 categorías bajo el título La vida misma en 140 caracteres. Seguro que estas casi cien páginas arrancarán más de una sonrisa o reflexión al lector. He aquí una pequeña muestra:

­ Sobre amor (@anaaldea): Pretérito imperfecto busca Futuro perfecto para vivir Presente simple

­ Sobre animales (@kurioso): Me informan que acabo de salir en un documental de La2. Nunca me habían llamado animal tan sutilmente

­ Didáctico (@silviacobo): Consejo nº 1 para interactuar en medios sociales corporativamente: no seas plasta

­ Sobre música (@Alibaimor): ¿Alguien sabe bien el “Pinto, pinto, gorgorito”?

­ Sobre periodismo (@pacotto): El periodismo está perdiendo el tiempo (y el norte) con la inmediatez. Sigue imperando el qué dicen sobre el qué pasa

Sobre Twitter (@fanultra): Facebook es una herramienta inteligente para gente sencilla y Twitter es una herramienta sencilla para gente inteligente

Esta tercera parte del libro incluye también cuatro anexos con 140 tuiteros recomendados por el autor, ejemplos de cuentas de Twitter por sectores, enlaces online con información sobre la aplicación, y un listado con herramientas para sacar partido a la red.

La clave de esta guía no es mostrar qué puede aportarnos Twitter, sino animar a quienes quieran entrar o a quienes ya están en la red a aporta valor a la conversación de Twitter. Y es que lo que se desprende de la lectura de este libro es que si bien Twitter no tiene un uso predeterminado, la apropiación social que han hecho los usuarios ha convertido a Twitter en una tertulia global, concisa y con multitud de temas y registros. La imagen de la tertulia evoca la conversación abierta e informal, ocasión para el intercambio de opiniones sobre temas variados, donde cada intervención es igual de importante. Twitter, más allá de que sea una moda pasajera, ha demostrado que la tecnología y la cultura nacida con internet permiten ya la conversación instantánea en un entorno social a través de cualquier dispositivo móvil.

José Luis Orihuela advierte que los mensajes de Twitter son públicos, y ello implica la responsabilidad por parte de los usuarios de respetar la intimidad y la reputación de las personas. Recordemos a este respecto lo sucedido en Inglaterra en noviembre de 2012. Mil usuarios de Twitter acusaron a un político de la era Thatcher de pedofilia. Otros nueve mil usuarios retuitearon el mensaje. A la postre esta acusación se demostró claramente calumniosa, y el político exigió a estos diez mil usuarios el pago simbólico de cinco libras como donación a una organización benéfica de atención a los niños.

Los lectores de Mundo Twitter encontrarán en sus páginas una guía útil y sencilla para introducirse en esta plataforma. Los usuarios avanzados encontrarán consejos sugerentes para planificar mejor sus estrategias de comunicación en esta red, aunque como el mismo autor reconoce, todavía está por descubrir el potencial que Twitter tiene para las organizaciones.