“Scegliere un film”: una guía práctica y económica para orientarse en el campo del cine

“Scegliere un film”: una guía práctica y económica para orientarse en el campo del cine

Ante una oferta amplia es muy fácil perderse, sobre todo, si no se tienen criterios claros, que ayuden a encontrar lo que se desea y a decidir entre varias posibilidades.

Lo mismo ocurre cuando nos asomamos al amplísimo panorama del cine: la oferta es tan dilatada, que corremos el riesgo de perder mucho tiempo y dinero en un entretenimiento de escasa calidad.

Además, moverse a tientas, sin una guía o consejo, puede llevarnos a subestimar aspectos importantes del mundo cinematográfico: no todas las historias son inofensivas, algunas falsifican la verdad sobre el ser humano, y las películas tienen el poder de hacerlo “dejando huella” en la mente y en el corazón del espectador. Un film puede “contar mentiras” sobre quiénes somos y cuál es nuestro bien, de un modo solapado, escondido, gracias a la fuerza desbordante de las imágenes y a la potencia comunicativa del relato.

En resumen, elegir un filme es todo lo contrario de una acción trivial, de poca monta.

El valor añadido de una “guía” en la elección de un film

Para orientarse en el campo del cine puede ser útil aprovechar la ayuda de profesionales del ámbito de la comunicación (profesores universitarios, guionistas, productores de tv), que tengan conocimientos sobre el storytelling, y al mismo tiempo, una perspectiva antropológica claramente identificable y compartible.

¿Y si una guía de este tipo existiese ya? Si hubiera una especie de “manual”, escrito por profesionales (con la humildad de no sobrevalorar el “gusto personal”, y dejar espacio a criterios más comunes), a fin de facilitar la elección y el análisis crítico de un potencial espectador.

Pues bien, una cosa similar existe… desde 2004.

“Scegliere un film”: un valioso libro para decidir cómo pasar el tiempo libre

“Scegliere un film” (a cargo de Armando Fumagalli y Eleonora Recalcati, Edizioni San Paolo, 312 págs., € 19,50, 2018), recoge las principales películas estrenadas en la temporada cinematográfica. La última edición examina las del 2017-2018.

En la introducción del libro se explica la finalidad de la colección: " El proyecto de una serie de volúmenes de críticas cinematográficas, inaugurado en el 2004, nació con la sencilla idea de ofrecer un servicio a personas que aman el cine y desean una guía y una orientación para elegir películas de acuerdo con sus gustos y que les enriquezcan en el plano humano y cultural, o incluso sean simplemente un sano entretenimiento personal o familiar".

Los criterios de fondo que presiden la obra son dos. El primero, la importancia atribuida al componente narrativo del film; el segundo, la valoración de las historias desde un punto de vista fundamentado en una antropología cristiana.

Cada reseña contiene una trama (sin spoiler), una evaluación del relato y de los valores que propone, advertencias sobre los problemas que pueden surgir en la visión (violencia gratuita, escenas de desnudo, lenguaje soez, etc.), y una calificación global artística de 1 a 5, para favorecer una idea inmediata si no se tiene tiempo de leer toda la crítica.

Las películas reseñadas

El volumen recoge un total de 50 películas: un número considerable - si se piensa en el trabajo de análisis que hay detrás de cada film-, muy representativo del panorama cinematográfico, pero al mismo tiempo sobrio, si se tiene en cuenta el total de películas que se producen cada año en el mundo.

Tras una cuidadosa selección, los autores se centran únicamente en los filmes más importantes: los que han atraído especialmente a la crítica, han dado más que hablar o han registrado mayores elogios y taquillaje.

Aparece, por ejemplo, la reseña del film Chiamami col tuo nome (De Luca Guadagnino, 2017, con un voto de dos estrellas sobre cinco), que ha causado una gran polémica porque representa la relación homosexual entre un hombre joven y un adolescente, y, ante todo, tiene el defecto de mostrar el amor como mera “pasión momentánea”.

Hay pocas películas “malas”, con solo una estrella. Una de estas es Sexpact (Kay Cannon, 2018), donde se trata con enorme superficialidad el tema de la virginidad, unido al de la “primera vez”.

No son muchos los filmes considerados "excelentes", es decir, con cinco estrellas. Entre estos está Black Panther (Ryan Coogler, 2018), ambientado en los inicios de una civilización africana, y apreciado por el tema de la apertura al otro, la responsabilidad individual y colectiva, opuestas a la ideología violenta.

En cambio, hay muchas películas “medianillas”, es decir, que no desarrollan plenamente su potencial, y reciben tres estrellas: es el caso de Cherchez la femme (Sou Abadi, 2017), comedia con el mérito de abordar de manera ligera y cautivadora el delicado tema de la integración entre occidentales y musulmanes en Francia, pero que en algunos momentos cae en la superficialidad.

Y están luego las películas "buenas", que “no defraudan” y se ganan una a una sus cuatro estrellas: así, Cars 3 (película de animación de Brian Fee, 2017), que vuelve a poner en primer plano valores fundamentales como la amistad, el sacrificio y el amor.

Para saber más sólo falta comprar el libro y, si desean mejorar su cultura cinematográfica, pedir los volúmenes de años precedentes.

“Scegliere un film”: autores de prestigio y facilidad de consulta

Los perfiles profesionales de los autores – descritos con detalle en el libro – garantizan la seriedad del trabajo realizado.

El volumen, además, presentado como una especie de "Diccionario" de los filmes más importantes, es de muy fácil consulta gracias a los índices, uno alfabético y otro de valor (en base al número de estrellas asignadas).

Un trabajo bien hecho, desde todos los puntos de vista, útil y de fácil manejo. Lo aconsejamos vivamente.